Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Por +3 de defensa llevaría los calzoncillos por encima, ya lo creo
Avatar de Usuario
Malfuin
Mensajes: 2908
Registrado: 05 Feb 2011, 22:31
Ubicación: Valle Sin Sol

Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por Malfuin » 22 Ago 2016, 12:31

Imagen

Villa Fronda es un tranquilo pueblecito agrícola, en medio de ninguna parte; en los últimos tiempos se ha urbanizado más gracias a la nueva autopista que pasa por allí. Es la clase de lugar donde uno no esperaría que ocurriera nada raro... y sin embargo, el monje del Templo Fronda ha detectado un extraño fenómeno paranormal: que cada vez ocurren menos fenómenos paranormales.

Así es. Por algún motivo, los Yo-kai se están marchando de Villa Fronda. Vuestro objetivo es averiguar qué está sucediendo y, si están en vuestra mano, conseguir que las cosas vuelvan a la normalidad.

Mapa de Villa Fronda:
Spoiler: Mostrar
Imagen
Lugares de interés:
Spoiler: Mostrar
-Casa de Gwen: l21
-Casa de Xavier: e19 (apartamento B 2ª planta)
-Casa de Samwell: h2
-Casa de Hailey: g9
-Casa de Jacob: m7 (apartamento A 3ª planta)
-Casa de Liam: e10
-SuperHíper: i3-j3
-Pescaderío 'Ojo de Dragón': f11-g12
-Panadería 'Mis baguettes son las mejores': h10-i10
-Burguer Ñam: d12-f13
-Ganaderías 'Will y Willy': k13-m15
-Chuches 'Bruja del carrito': g7
-Templo Fronda: e6-f7
-Biblioteca 'Sección Prohibida': m22-o23
-Ramenería 'Hagakure': f10-f11
-Restaurante 'Hei Long': o5-q5
-Huerta de Domingo: q14-15
Imagen
Jugadores y Yo-kai:
Spoiler: Mostrar
Hailey - YWR-E - 13€
Medallas Yo-kai:
-Katano
Gwen - YWR-E - 13€
Medallas Yo-kai:
-Kieroto
Samwell - YWR-E - 15€
Medallas Yo-kai:
-Yopaso
Jacob - YWR-E - 10€
Medallas Yo-kai:
-Ejemtos
Xavier - YWR-E - 10€
Medallas Yo-kai:
-Alcaldero
Liam - YWR-E - 15€
Medallas Yo-kai:
-Nomevén
NPCS
Spoiler: Mostrar
-Señor Tao: El monje del Templo Fronda. Es un anciano tranquilo y amable que vive solo en el templo. A pesar de que ya no puede bajar ni subir la montaña sin ayuda, se las arregla para que muchas personas del pueblo le hagan los recados. Hailey, que es su nieta, suele tener que encargarse de muchos de ellos.

-Concha Tortuga: La adinerada matriarca de la familia Tortuga, que vive en la mansión sobre la colina al norte de la aldea. Su familia financió la construcción de la autopista, que pasa bajo la propia colina. Es tía abuela de Gwen Pines, aunque sus familias no parecen tener una relación cordial.

-Doña Juanola: La anciana dueña de la tienda de chucherías que hay en la montaña, detrás de la escuela. Sí, puede que la tienda se caiga a pedazos y esté en medio de los árboles, ¡pero sus golosinas son las más deliciosas! Ah, y las únicas que se venden en el pueblo. Considera a Samwell uno de sus mejores clientes.

-Profesor McBugs: Es el profesor de Conocimiento del Medio. Suele premiar de algún modo a los alumnos que le llevan insectos o plantas extrañas; o incluso fotos de lugares bonitos y desconocidos. Al parecer Liam Love le cae bastante bien.

-Profesora Sura: Profesora de lengua y literatura. Tiene muchos conocimientos de mitología y cosas esotéricas. No sabéis dónde vive, pero sí que en su casa hay montones de antigüedades. A Xavier Grimm le ha regalado un par de ellas.

-Domingo: El dueño de la huerta que vende las mejores hortalizas del pueblo. Aunque entre semana siempre está en el campo, únicamente abre los domingos. Jacob Reed es su sobrino.

-Agente Lucy: No sabéis si es policía, guardia forestal o qué. Siempre ronda los alrededores del pueblo en busca de golfillos ladrones de hortalizas... ¡y no perdona a ningún niño al que vea en la calle a partir de media noche! Tiene ya fichados a Gwen Pines, Xavier Grimm y Jacob Reed.

-Mein Chao: Dueño del restaurante Hei Long, que probablemente tendría más clientes si la autopista no bloqueara la única entrada... aunque tal vez no. Un pueblo pequeño no es el lugar ideal para abrir un restaurante chino.

-Lester: Bibliotecario del pueblo. Sólo permite sacar libros de la biblioteca a socios veteranos... Pero a los niños les vende libros infantiles y cómics si llaman a la puerta trasera. Una puerta que Xavier Grimm conoce bastante bien.
Cómo participar:

Plazas cerradas.

TEST:
Spoiler: Mostrar
1. Si fueses a crearte un personaje en Final Fantasy, ¿qué clase elegirías?
A) Mago negro
B) Mago blanco
C) Guerrero
D) Caballero (tanque)
E) Monje
F) Ninja
G) Ranger

2. ¿Cuál de estos elementos prefieres?
A) Fuego
B) Tierra
C) Agua
D) Aire
E) Relámpago
F) Hielo
G) Oscuridad

3. ¿Cuál de estas películas te gusta más?
A) Pesadilla Antes de Navidad
B) Los Vengadores
C) Kárate Kid
D) Madeline
E) IT
F) Amélie
G) 300

4. ¿Y cuál de estas series mangánime?
A) Ataque a los Titanes
B) Death Note
C) Another
D) My Love Story
E) Soul Eater
F) Dragon Ball
G) One Punch Man

5. Si tuvieses que pasar una semana en una isla desierta, sabiendo que dispondrás de la comida mínima racionada para sobrevivir, ¿qué objeto te llevarías?
A) Libro
B) Cuchillo militar
C) Navaja suiza
D) Botiquín
E) Arco
F) Trampa para osos
G) Nada
Última edición por Malfuin el 25 Ago 2016, 13:56, editado 4 veces en total.

Imagen

Spoiler: Mostrar
Flanpuntos: 11920
Drazpuntos: 500
Shypuntos: 100
Sodipuntos: 80
Loudpuntos: 46
Depuntos: 25
Codepuntos: 25
Sormapuntos: 25
Helcopuntos: 20
Kaopuntos: 10
Amipuntos: 7
Sergiopuntos: 4
Xeviipuntos: 2

Avatar de Usuario
Habimaru
Mensajes: 789
Registrado: 06 Feb 2011, 21:14
Contactar:

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por Habimaru » 22 Ago 2016, 12:37

Gwen Pines es una chica menuda, sarcástica y que de vez en cuando hace alguna travesura de la que culpa a los Yo-kai. Si no fuera por sus gestos agresivos, algunos incluso la considerarían adorable y monérrima. Aunque algunos chicos lo hacen de todas formas, algo de lo que no duda en aprovecharse.
Última edición por Habimaru el 23 Ago 2016, 19:27, editado 1 vez en total.

Crow
Mensajes: 1713
Registrado: 21 Jul 2011, 13:34

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por Crow » 22 Ago 2016, 12:47

Xavier Grimm es un chaval de pelo largo y blanco, e ingenio y ojos vivaces al que le encanta leer y aprender sobre todo lo mitológico y fantástico, aunque nunca le había dado por pensar que su propio pueblo también tendría de eso. Aunque es muy fan de quedarse en casa viendo los dibujos o jugando a la consola, jamás le diría que no a irse al bosque o a la montaña a explorar o repartirse palos con los otros niños. En realidad hasta ha conseguido algunos trofeos de guerra (chorradas, basura, juguetes, cromos) que no valen nada pero le gusta vanagloriarse de las "gestas" que ello implica. A algunos adultos les preocupa que sea demasiado orgulloso, pero si lo compensa con alguna cualidad o puede respaldarlo...
Última edición por Crow el 22 Ago 2016, 22:08, editado 1 vez en total.
Ora Ora Ora Ora Ora
Imagen

Avatar de Usuario
Santi_gf
Mensajes: 606
Registrado: 06 Feb 2011, 18:04
Ubicación: Giruvegan

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por Santi_gf » 22 Ago 2016, 13:01

Siendo introvertido desde que tenía memoria, Samwell Smith suele pasar todos los ratos que no está haciendo sus deberes jugando con su portatil llena de pegatinas, normalmente solo. Es el menor de tres hermanos, aunque la diferencia de edad con cualquiera de ellos es bastante grande, teniendo él nueve años y el segundo hermano, Michael, dieciseis. Su hermano mayor ha dejado Villa Fronda para seguir con sus estudios, mientras él se quedaba en la villa con su otro hermano y con sus padres, que ya empezaban a ser bastante viejos a ojos de Sam. De aspecto un poco rollizo, no suele hacer deporte si no es en las clases de educación física de la escuela, y tampoco suele salir con sus amigos si no le insisten. Por lo demás, lleva el pelo corto, castaño, y suele llevar puestos sus pantalones cortos favoritos y alguna camiseta de mangas cortas siempre que el tiempo y su madre se lo permiten.
Última edición por Santi_gf el 23 Ago 2016, 18:40, editado 3 veces en total.

Avatar de Usuario
Mirluin
Mensajes: 7
Registrado: 22 Ago 2016, 13:04

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por Mirluin » 22 Ago 2016, 13:35

Hailey Hale es una niña de diez años de pelo muy corto castaño y ojos azules. Vive en Villa Fronda. Ha pasado toda su vida jugando con sus hermanos, como cualquier otra niña. Tiene un carácter muy fuerte, es bastante escéptica y no cree en fantasmas... Porque aún no ha visto a ninguno, claro. Tiene algunos amigos, más niños que niñas, porque prefiere jugar al fútbol antes que hablar de moda o qué niño le gusta a quién, lo típico que ocurre en todos los pueblos.
Última edición por Mirluin el 23 Ago 2016, 21:59, editado 1 vez en total.

Avatar de Usuario
bobokukemon
Mensajes: 1541
Registrado: 23 Ago 2011, 13:14

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por bobokukemon » 22 Ago 2016, 17:38

Jacob Reed, de cabello cobrizo y ojos grises, no es un chico muy lanzado. Normalmente suele seguir a su grupo de amigos salvo cuando se les ocurren ideas peligrosas o capaces de causarles un castigo.
En uno de los bolsillos de sus pantalones cortos siempre lleva una canica que según él es su objeto de la suerte, que le ayuda a sentirse mejor cuando está nervioso o asustado, como cuando se encuentra con avispas y abejas.
Última edición por bobokukemon el 23 Ago 2016, 18:32, editado 1 vez en total.

X_zone
Mensajes: 441
Registrado: 12 Mar 2011, 13:06

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por X_zone » 23 Ago 2016, 18:02

Liam Love es considerado el vago mayor del pueblo. Apático y rebelde, no quiere hacer nada que no le apetezca aunque esto no le favorezca nada ni a él ni a los que les importa , solo quiere vaguear y disfrutar tumbado viendo como su juventud pasa, cosa que varios de su clase y adultos le ha echado en cara.
Aún así cuando quiere se le ve dando largos paseos por la zona con su ropa manchada de barro, mucha gente especula si tiene algún secreto o no, aunque simplemente es que cuando le dice que este quieto en casa, se va a la calle a pasear...

Avatar de Usuario
Malfuin
Mensajes: 2908
Registrado: 05 Feb 2011, 22:31
Ubicación: Valle Sin Sol

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por Malfuin » 24 Ago 2016, 12:38

Prólogo:

Ya había anochecido por completo, pero las luces del Templo Fronda seguían encendidas. El señor Tao, el monje, caminaba nerviosamente frente a un enorme reloj de péndulo que había oculto tras una estatua de Buda. Iba de un lado a otro, abriendo cajones y recogiendo unas curiosas chapas con dibujos que había repartidas por todo el templo. Junto a la entrada había una caja de cartón abierta, que contenía seis relojes de pulsera. Parecían juguetes infantiles, justo como debían parecer.

El señor Tao se detuvo frente al gran reloj de péndulo, meditó unos instantes y finalmente colocó chapas en las seis ranuras que tenía. Al instante se oyó un sonido tenebroso y seis Yo-kai se materializaron a su alrededor.

-Quedáis muy pocos -dijo el señor Tao-. Vosotros sois mis últimos amigos. Todos los demás ya se han marchado... pero no importa, aunque estuvieran aquí los niños no podrían verlos. Tendréis que ayudarles.

-¿Crees que servirá de algo? -preguntó Yopaso, un Yo-kai que parecía más anciano todavía que el señor Tao-. Nos estamos tomando muchas molestias, sin saber que habrá garantías.

-¿Y qué si desaparecen? -Alcaldero se cruzó brazos, con aire enfadado-. Más espacio para los que nos quedemos.

-Es lo mínimo que podemos hacer -replicó el señor Tao-. Los Yo-kai han habitado Villa Fronda durante siglos. Si de repente empiezan a desaparecer, es que algo malo está ocurriendo... algo que también podría afectarnos a nosotros, los humanos.

-¡Ejem ejem! Cumpliremos nuestro cometido -aseguró Ejemtos-. Pero, ¿por qué niños? Usted entiende mucho más que ellos sobre este asunto.

-Yo estoy demasiado mayor para estos trotes -suspiró el señor Tao-. Y pedir ayuda a adultos no serviría, siempre están ocupados y no les interesan estas cosas. Los niños del pueblo tienen tiempo libre de sobra y pueden arrastrarse de un lado a otro sin levantar sospechas.

-Eso me gusta -dijo Nomevén, poniéndose firme-. ¡Cumpliremos nuestro cometido con eficacia!

-Pos tendremos que explicar a los zagales cómo funciona tó -dijo Kieroto-. A ver si la van a diñar cuando nos vean.

-Sí, sí, orientadles -el señor Tao señaló hacia la caja-. Llevadles esos Yo-kai Watch. No son verdaderos, pero cumplirán su función... es lo mejor que he podido conseguir con tan poco tiempo. ¿Sabéis cada uno a qué niño tenéis que visitar?

Todos asintieron.

-Yo iré con Hailey -declaró Katano-. He pertenecido durante siglos a esta familia y no quiero abandonarla. Aunque... ya es de noche, ¿no podemos ir mañana, si eso?

-¡No, tiene que ser esta noche! -el señor Tao se irguió-. ¡Tenemos muy poco tiempo! ¡En marcha! ¡Traedlos a todos aquí antes de que amanezca!

◷Hailey - E [IIIII]
-Katano [IIIIIIIIII]
-
-

Hailey se encontraba en su habitación, en la segunda planta de su casa. Su ventana daba al sendero que llevaba al templo de su abuelo. Estaba aburrida, todavía le faltaba un rato para ir a dormir, cuando oyó algo caer a sus pies. Era un extraño reloj con ranuras circulares. En una, había una pequeña chapa con una especie de espada dibujada.

Preguntándose cómo había llegado allí aquel reloj, la niña se lo puso. Y en cuanto lo hizo...

-¡Buenas noches, Hailey, soy Katano! -de repente había una espada parlante sobre su cama. Tenía la hoja doblada como una flor mustia-. Puede que no lo sepas, pero te conozco desde que eras pequeña. Siempre he estado en tu familia... antes trabajaba para tu abuelo, pero ahora él necesita tu ayuda. Debes ir a verle esta misma noche. Pero antes... ¿ves la lente del Yo-kai Watch? Úsala para apuntar a tu... otro invitado.

Hiciste lo que Katano te pedía y no tardaste en ver un nuevo Yo-kai.

-¡Oye! ¿Serás chivato! -el otro Yo-kai era una especie de pingüino con cara de pocos amigos. ¡Se estaba llevando disimuladamente uno de tus comics!-. ¡Nadie osa contrariar a Cartepollo cuando da uno de sus golpes!

-Puff, ¿qué hacemos, Hailey? -te preguntó Katano-. ¿Le damos una lección a este ladronzuelo o dejamos que se lleve lo que le de la gana? Esta noche ya estamos muy ocupados...

◷Gwen - E [IIIII]
-Kieroto [IIIIIIIIII]
-
-

La casa de Gwen era grande y bonita. Estaba cerca de la biblioteca, junto a un sendero de losas que se ondulaba bajo enormes árboles. La chica estaba en su habitación, sentada en la cama, cuando se fijó en un reloj que había aparecido sobre su mesilla de noche. Parecía muy infantil, ¿quién le había comprado algo tan feo? Y sin embargo... tenía cierto encanto. Pensando que nadie la veía, la chica estiró el brazo para ponérselo. ¡Y notó un dolor tremendo en el hombro! Le había pasado unas cuantas veces últimamente. Se frotó la piel, dolorida, y por fin pudo colocarse el accesorio.

-Jooo -en cuanto lo tuvo puesto, la niña vio a una especie de mujercilla de enorme boca que miraba babeando sus posesiones-. Tú sí que tienes cosas... Quiero tó esto pa mí -aseguró-. Pero tranqui, que no voy a robarte ná. Me llamo Kieroto y soy una Yo-kai... Te he dao mi medalla así que somos amigas. Ahora hazme el favor de venirte pa el Templo Fronda, que el señor Tao quiere hablar contigo. Él fijo que te lo explica to. Pero antes... ¿Quieres saber por qué te duele el hombro? Apunta la lente del Yo-kai Watch pal rincón...

-¡Eh, me has descubierto! -Algio saltó hacia vosotras, con la pierna por delante, en plan karateka-.

-¡Vamo' a tener que luchar, Gwen! -exclamó Kieroto.

◷Samwell - E [IIIII]
-Yopaso [IIIIIIIIII]
-
-

Samwell se sentía aterrado. Últimamente había visto a un caniche siniestro rondando el jardín, que veía por la ventana de su habitación. ¿O quizá era un hombre con gafas? Justo al otro lado de la calle había un SuperHíper, así que no sería raro que por allí rondaran animales o indigentes en busca de comida...

Oyó un sonido detrás de él y se volvió para ver qué era. Encontró un extraño reloj tirado en el suelo. ¿De dónde había salido? Lo recogió y se lo acabó poniendo. Tenía una especie de chapa con un Yo-kai dibujado.

-¡Hola, Samwell! -exclamó una voz anciana-. Soy Yopaso, y lo que acabo de darte es el Yo-kai Watch. Voy a asumir que sabes lo que es un Yo-kai y todo eso... en realidad, estoy aquí para llevarte... Oye, ¿qué es lo que te tiene tan asustado? Seguro que no soy yo. ¿Es el Yo-kai que hay en el jardín? Mira por la ventana usando la lente de tu reloj.

Samwell hizo lo que le decían y no tardó en ver a un espeluznante perro de cara humana. Vale, en realidad no parecía muy amenazante, pero sí que daba muy mal rollo.

-Puff... seguro que nos ataca en cuanto intentemos salir -dijo Yopaso-. Es Cantonio. ¿Quieres que baje y le de una lección? Admito que no soy muy fuerte pero creo que podré con él.

◷Jacob - E [IIIII]
-Ejemtos [IIIIIIIIII]
-
-

Jacob se sentía extraño. No podía parar de comer aquella noche. Ya llevaba dos hamburguesas, tres paquetes de galletas, un plato de pasta y media sandía. Estaba empezándose un perrito caliente cuando le dio un terrible acceso de tos y se le cayó todo por el suelo. Maldiciendo, se inclinó sobre la mesita para recoger una servilleta y empezar a limpiar cuando encontró un extraño reloj que antes no estaba allí. Extrañado, se olvidó del desastre del suelo y se lo puso. Era un reloj muy extraño, con diversas agujas y ranuras. En una de ellas había dibujado una especie de microbio con un ojo. ¿Seguro que aquello daba la hora?

-¡Ejem! ¡Eh, glotón! Deja de zampar y hazme caso -de repente, Jacob vio a aquel microbio flotando ante sus narices. Tenía al menos el tamaño de un balón de fútbol-. ¿Puedes verme ya? He venido a recogerte... Aunque he tenido que espiritarte un poco para que me hagas caso. Soy Ejemtos, un Yo-kai, y necesito que me acompañes al Templo Fronda cuanto antes. Deberíamos irnos, pero antes... -Ejemtos miró a los pies de tu cama-. Mira con el Yo-kai Watch, hacia allí.

Lo hiciste y te encontraste con una especie de anciano que se tragaba plácidamente parte de la comida que te habías traído de la cocina.

-Mira, ni se ha dado cuenta de que le has visto -Ejemtos habló con desdén-. Es Abuzampa y tiene la culpa de que hayas asaltado la nevera de ese modo. Él te espiritó primero. Es un glotón pero no le gusta comer solo. Diría que tienes dos vías de acción... puedes marcharte, volver con comida envenenada y dejársela ahí hasta que se la coma y le haga catapuf. Tranquilo, no vas a matarle de verdad. Total, ya está muerto... -Ejemtos hizo un gesto que te recordó a un encogimiento de hombros. Aunque por supuesto, no tenía hombros-. La otra posibilidad es que yo le muela a palos. Sea como sea tienes que encargarte de él, o te hará comer hasta que te pongas enfermo...

◷Xavier - E [IIIII]
-Alcaldero [IIIIIIIIII]
-
-

Xavier estaba deprimido. No habría sabido decir por qué, pero lo estaba. Mirando por la ventana de su apartamento, suspiró y pensó en cosas tristes. Estuvo así hasta que por fin se fijó en que había un reloj sobre la repisa. ¿Qué sería? Se lo puso distraídamente, pensando que con su suerte, seguro que estaba roto.

-¿No tienes mosquitera o qué? -preguntó una voz de pronto. Algo pinchó a Xavier y le sobresaltó. De repente había en su habitación una especie de hombrecillo semidesnudo con un palillo gigante que empleaba como lanza-. ¡Sí, sí, soy un Yo-kai! ¡No me mires así! ¡Yo sólo soy el inofensivo Alcaldero! ¡Presta atención al bichejo que flota detrás de ti! ¡No, así no! ¡Mira con la lente del reloj!

Desconcertado, seguiste las instrucciones del hombrecillo y descubriste una especie de insecto gigante con mangas que te clavaba el aguijón directamente en la nuca.

-¡Vamos, Xavier! -exclamó Alcaldero-. ¡Aléjate de él! ¡Se trata de Negatisquito, absorberá todo tu optimismo!

-¡Maldito entrometido! -zumbó Negatisquito-. ¡Su optimismo era delicioso! ¿Por qué has tenido que entrometerte?

-El señor Tao quiere ver a este chico, parásito asqueroso -gritó Alcaldero-. ¡Está ocurriendo algo mucho más importante que tú y que yo! ¡Lárgate, circula! ¡Tienes la ventana abierta!

-¡Tú no me das órdenes! -Negatisquito apuntó a Alcaldero con su aguijón, de forma amenazante-. ¡Si quieres que me vaya, vas a tener que echarme!

-¿Permiso para hacer brochetas de bichejo? -preguntó Alcaldero, mirando a Xavier.

◷Liam - E [IIIII]
-Nomevén [IIIIIIIIII]
-
-

Liam sólo quería descansar, pero por alguna extraña razón, no podía hacerlo. Escuchaba de lejos la música que tenía puesta alguno de sus vecinos y no podía evitar bailarla... Llevaba media hora bailando sin parar. Rezaba para que nadie mirara por la ventana y le viera hacer aquel baile ridículo. De repente, mientras bailaba, se dio cuenta de que alguien le había puesto un extraño reloj en la muñeca.

-Infiltración completada -dijo una voz-. Me presentaré, mi señor. Soy Nomevén, y a partir de ahora estaré a su servicio. Tenemos una misión: llegar sin ser vistos al templo Fronda, reunirnos con el señor Tao y... ¡Eh! ¡Eh! ¿Podrías dejar de bailar y hacerme caso?

La cuestión era que Liam no podía.

-Oh, esto tiene que ser culpa de... ¡Sí, allí! ¡Apunta hacia la ventana!

Liam obedeció como pudo y vio una especie de alga oscura con ropa que bailaba alegremente.

-Ese es Cimbrón y te está espiritando -dijo la voz de Nomevén-. Es imposible tratar ningún asunto importante mientras él esté por en medio. ¿Le damos una lección?

Por fin lograste ver a Nomevén, que saltó sobre el alfeizar de la ventana y llevó una mano a la empuñadura de su espada. Los ojos le brillaban casi imperceptiblemente en la oscuridad.
Última edición por Malfuin el 24 Ago 2016, 18:15, editado 1 vez en total.

Imagen

Spoiler: Mostrar
Flanpuntos: 11920
Drazpuntos: 500
Shypuntos: 100
Sodipuntos: 80
Loudpuntos: 46
Depuntos: 25
Codepuntos: 25
Sormapuntos: 25
Helcopuntos: 20
Kaopuntos: 10
Amipuntos: 7
Sergiopuntos: 4
Xeviipuntos: 2

Avatar de Usuario
Santi_gf
Mensajes: 606
Registrado: 06 Feb 2011, 18:04
Ubicación: Giruvegan

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por Santi_gf » 24 Ago 2016, 15:47

Dejé de mirar por la lentilla, casi temblando. Aquello... Cantonio, daba mucho miedo con esas pintas y no quería tener que vermelas con él. Sin mirarlo, me pude serenar lo suficiente como para plantearme las palabras de Yopaso. No me daba miedo, eso era cierto, y decía que me tenía que llevar a algún sitio, pero no terminó de decirme adonde. Antes de pedirle que se enfrentara al caniche raro, quería preguntarle.

-...¿Donde quieres que vaya? Ya es tarde... -dije, mirandome el reloj, antes de continuar hablando-. Pero me gusta el reloj, si es un regalo... Te sigo, y si tenemos que enfrentar a Cantonio y le puedes, lo hacemos.

Eso último lo dije tratando de ser valiente, creo que para compensar el miedo que me daba esa... criatura. No es que me hubiese hecho nada, pero si nos iba a atacar al salir como decía Yopaso, entonces nos defenderíamos, y quizás así evitaramos que asustara a alguien más o que nos esté esperando para cuando volvamos después de ir adonde Yopaso dijera que debía ir. Decidido y tratando de no hacer ruido, fui a abrir la puerta de mi habitación para salir al pasillo y después dirigirme a la puerta de la casa, pero antes de salir de mi habitación quería preguntar algo más a mi compañero, susurrandole.

-¿Cómo le vas a atacar? Porque da miedo... Aunque me fio de ti si dices que le puedes ganar.

Avatar de Usuario
bobokukemon
Mensajes: 1541
Registrado: 23 Ago 2011, 13:14

Re: Yo-kai Watch contra el Clan Amalgama

Mensaje por bobokukemon » 24 Ago 2016, 17:03

En cuanto me puse el reloj, la sorpresa de ver al ser que estaba dibujado, hizo que casi me diera contra el armario detrás mía. Sin embargo, antes de que pudiera decir nada, el monstruo empezó a explicar lo que estaba pasando conmigo.

—¿Molerle a palos? ¿Comida envenenada? ¿No podemos hacer algo menos violento? Tampoco es que haya hecho nada malo —. Me puse las manos en el estómago, intentando aguantar las nauseas—. Bueno, sin mala intención.

La bola de pinchos, Ejemtos, no parecía mala... persona, pero no tenía ni idea de lo que estaba pasando. Quizás había comido algo caducado y estaba alucinando, pensé, era lo que mejor podía explicar a las dos cosas que estaban en mi habitación.

—Entonces dices que hasta que ese abuelo no se vaya voy a seguir teniendo hambre, ¿no? ¿Sabes si hay algo con lo hacer que le duela la barriga y se marche?

Responder