El pacto de Quenamur

Por +3 de defensa llevaría los calzoncillos por encima, ya lo creo
Avatar de Usuario
Santi_gf
Mensajes: 600
Registrado: 06 Feb 2011, 18:04
Ubicación: Giruvegan

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Santi_gf » 21 Abr 2018, 14:44

- No se acerque, por favor.

Todavía no sabía muy bien que eran aquellos sarpullidos, pero si de verdad se trataba de una especie de liquen, bien podía pasar a crecer en otras criaturas solo con el contacto. Mejor no arriesgarse, por el momento.

- Creo que lo mejor será descansar en otro lado, y la posada me parece un buen lugar. Así, también podemos aprovechar para examinar que no nos hayamos contagiado nada de estas criaturas, y de paso, nuestro grupo podría eliminar cualquier otra que estuviera en el pueblo a sus anchas... ¿Os parece bien?

Nada más acabar aquella frase, busqué a mis compañeros con la mirada, esperando encontrar complicidad. ¿Habría algún plan mejor? No lo sabía, pero si había más de esas criaturas cerca... Teníamos que actuar ya.
"Szia Szia
Szia szia szia SZIA!
Szia,

Szia"
Imagen

Avatar de Usuario
Crow
Mensajes: 1539
Registrado: 21 Jul 2011, 13:34

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Crow » 22 Abr 2018, 16:34

-Hmmmm... Si, me parece un buen plan, además estaremos un poco más alejados de la orilla.

Saqué mi fiel carabina y lideré el camino. No es que no me fiara de mis compañeros, pero uno era arquero y de momento estaba libre de cualquier contacto con los seres, y la otra se había quedado sin su arma, osea que...

-Yo voy delante, que ya he tocado esas cosas y aun tengo mis armas.
Ora Ora Ora Ora Ora
Imagen

Avatar de Usuario
Drail
Mensajes: 1466
Registrado: 12 Feb 2011, 23:39

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Drail » 18 Jun 2018, 22:38

· Rihat, Albator & Luadh

Alexia asintió. Haciendo caso a Luadh, no se acercó al cuerpo del escuerzoespín. Parecía que el grupo se había decidido a ir a la posada. Waltiln soltó un suspiro de nerviosismo. Se llevó una mano al bolsillo y cogió aire. Su esposa le puso una mano encima del hombro, y tras unos segundos, el hombrecillo se decidió.

— Vamos.

El grupo formado por Rihat, Albator, Luadh, Alexia y Waltiln abandonó la casa de este último. Los tres miembros de la compañía, ahora bautizada Vento Rosso, sabían tan bien como los otros dos dónde quedaba su objetivo. Solo tenían que re-hacer el camino que habían hecho para llegar a la casa del alcalde. Estuvieron pronto en la plaza del barrio alto. Por la calle que tomaron reinaba el silencio, la única persona que parecía haber escuchado los ruidos de la pelea era una vecina que espió escondida como el grupo pasaba cerca de su casa. No había nadie más.

En la plaza, la pareja que seguía de cerca a los tres mercenarios, comprobó que la pastelería y todo lo demás siguiesen en orden. La tritón que Rihat y Albator vieron en su viaje de ida no estaba dentro de la tienda, pero no parecía haber indicios de pelea por ninguna parte. Luadh por su parte tampoco notaba nada alarmante. Los tres eran capaces de escuchar el barullo y la música de los bardos tocando en el mismo sitio por donde iban a pasar de nuevo.

— Si hay más animales por alguna parte deben estar cerca de la orilla del lago aún. Los únicos edificios que se acercan allí son casas, y la capilla.

— … —Alexia escuchaba sin decir nada. Waltiln en cambio parecía más relajado.

— Por suerte este barrio está menos concurrido. Ya no vive tanta gente como antes…

Cuando el grupo llegó a la escalinata que bajaba hasta la plaza del barrio bajo vio que el resto les esperaban a la entrada al paso que conectaba ambos lados de la ciudad. Aparte de Godin, Aria, Luga y Hav había también un orco y cuatro personas uniformadas con el mismo atuendo que los soldados que subieron al Sirena Perezosa en la inspección de la llegada al puerto.


· Godin, Aria, Luga & Hav

Con la decisión de ir a la casa del alcalde tomada, el grupo se apartó de la entrada de la posada. Godin era el único de los cinco que no sabía qué camino había que seguir, ya que Aria, Luga y Hav habían aceptado la ayuda de Arlett. Tuclis había estado antes allí al tratar con él los detalles de la misión, por lo que, aún sin conocerse Calcherth del todo, sabía cómo llegar.

—¡Alto! Deténganse. —dijo una voz por detrás.

Al cruzar la plaza y llegar a la entrada de las escaleras que se ascendían hasta la plaza del barrio alto, un par de hombres uniformados como los que habían visto Godin y Aria en el puerto llamó la atención de los mercenarios. De hecho, hasta Luga y Hav les reconocían, formaban parte del grupo de registro que se habían encontrado antes al dejar el Sirena Perezosa. Uno de ellos parecía joven. Iban armados, pero no estaban en guardia.

—¿Son esos cuatro? —preguntó el mayor a su compañero. Este en vez de contestarle fue directamente al grano.

—Ustedes iban a bordo del barco de transporte que ha atracado esta tarde en el puerto —empezó, hablando con un tono más formal— y hace unos minutos encontré a ustedes tres en el puerto —siguió, refiriéndose con un gesto al enano, la humana y Tuclis. Este último arqueó una ceja— Buscamos a dos jóvenes pasajeros que se embarcaron con ustedes. ¿Han reconocido a una pareja de humanos por la ciudad?

Ni siquiera se habían presentado, y pronto se acercaron al grupo dos soldados más. Habían visto a sus compañeros hablando con unos desconocidos y se acercaron discretamente a ver qué pasaba. El muchacho que había tomado la iniciativa miraba de vez en cuando a su acompañante. Este estaba visiblemente impaciente. Ambos esperaban una respuesta.

Tuclis se rascó la barba disimuladamente.

Avatar de Usuario
Impredecible
Mensajes: 208
Registrado: 12 Feb 2011, 23:07

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Impredecible » 18 Jun 2018, 23:12

Tras un último vistazo rápido a las ranas y a lo que habíamos dejado entero de casa, seguí los demás, manteniendome en retaguardia del grupito y manteniendo vigilados a nuestros (¿ex?) anfitriones. A falta de alabarda con la que defenderme, di varios coletazos al aire, manteniendome preparada por si tenía que estamparsela en la cara a alguien, y apoye una mano en uno de los cierres de mi armadura. Visto lo visto todas las precauciones eran pocas.
- Hablando de armas, Albator, no te he oído todavía ofrecerte a reemplazar las perdidas... Estoy dispuesta a aceptar una carabina como donación desinteresada por el momento.
A nivel profesional no es que me entusiasmase realmente la idea, mi estilo era más cuerpo a cuerpo, pero si alguien tenía que quedarse sin arma ahí me valía cualquiera mientras no fuese yo, que tenía una carrera profesional que mantener.
Al llegar cerca de los otros me tensé al divisar soldados con el resto del grupo. ¿Qué habían liado ya?
- Problemas -sisee, mirando de reojo a los demás- ¿Deberíamos esperar a que se larguen?
Imagen Imagen Imagen Imagen

Avatar de Usuario
Crow
Mensajes: 1539
Registrado: 21 Jul 2011, 13:34

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Crow » 24 Jun 2018, 19:37

-Oye, lo del suelo fue un accidente mientras intentaba salvar el pellejo de todos, estas cosas pasan. ¿Y puedes apuntar siquiera a través de ese yelmo? ¿O tienes experiencia con la pólvora? Mejor te recomiendo usar cualquier objeto contundente hasta que puedas conseguir una alabarda de sustitución -entrechoqué mis guanteletes-. O liarte a mamporros, a mi me funciona.

Entonces llegamos a ver a los demás, les había detenido la bofia. No es que pudiera decir que fueran ciudadanos de bien que jamás se meterían en problemas. Osea, no podía, todos los del grupo eramos una panda de indeseables en mayor o menor medida, me parece a mi. Pero tampoco había ninguna razón por la que tuvieran problemas ya tan pronto. Pero... el alcalde estaba con nosotros, eso era un plus. Así que me acerqué.

-Eeeeeey! Que acontece por aquí! No puede ser que ya tan pronto os hayáis metido en problemas, ¿que me contáis?
Ora Ora Ora Ora Ora
Imagen

Avatar de Usuario
Santi_gf
Mensajes: 600
Registrado: 06 Feb 2011, 18:04
Ubicación: Giruvegan

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Santi_gf » 25 Jun 2018, 15:42

Decidí quedarme a un lado, sin participar en la conversación. Esta vez no me correspondía a mi hablar, ya que tampoco sabía que estaba sucediendo y estaba seguro de que el alcalde se encargaría de lo que fuera aquello. ¿O no? No había pasado mucho tiempo viviendo fuera del bosque, pero tenía entendido que aquellos guardias le debían lealtad al alcalde, así que...

Levanté los hombros cuando Rihat preguntó y me quedé callado, esperando a que se solucionara aquello.
"Szia Szia
Szia szia szia SZIA!
Szia,

Szia"
Imagen

Avatar de Usuario
Zodiark
Mensajes: 900
Registrado: 05 Feb 2011, 22:33
Ubicación: Nohr

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Zodiark » 26 Jun 2018, 14:18

—¿Por qué? —preguntó Aria encogiendo los hombros.

Se llevó una mano a la barbilla, pensativa, y al final decidió contestar.

—Me he visto a mí misma, claro, y a otros dos. Pero no pienso decir dónde si no sé qué pasa —añadió, cruzándose de brazos y levantando el mentón, altiva y desafiante—. No soy ninguna chivata.
Imagen

Avatar de Usuario
Drail
Mensajes: 1466
Registrado: 12 Feb 2011, 23:39

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Drail » 26 Jun 2018, 16:04

· Rihat, Albator & Luadh

Al escuchar la conversación de Rihat y Albator, Waltiln sospesó pagarle un arma nueva a la gargún que había contratado. Quizás si su terraza no estuviera destrozada le parecería mejor idea.

—Pasaremos cerca de una tienda de armas pronto —aportó, de momento. Se refería a la que había en la plaza. En cuanto a lo primero ya se lo pensaría mejor.

Los cinco bajaron por las escaleras y llegaron al pie de estas, pero no a tiempo de escuchar de lo que estaban hablando esos soldados con Godin y los demás.


· Godin, Aria, Luga & Hav

Ante la actitud de Aria, el soldado mayor se mosqueó.

—¡Serás…!

Intentó avanzar hacia ella con intenciones tan obvias como conflictivas, pero su acompañante se interpuso. La monje no había dado una negativa al fin y al cabo. (Tirada existosa) Se giró hacia los cuatro y se explicó.

—Los chicos que buscamos han sido testigos de un asesinato.

Tras eso, de las escaleras que antes se disponían a subir, bajaron sus colegas. Rihat, Albator y Luadh iban con un hombrecillo bajo y rechoncho, con una nariz minúscula y unas gafas curiosas. También una elfa bien vestida les acompañaba.


· Todos

Al ver que llevaba más personas, la actitud de los soldados cambió un poco, y no únicamente por haber reconocido al alcalde entre esas. Luadh notó como uno de los dos soldados de la retaguardia no le quitaba ojo. El mismo le dijo algo por lo bajo a su compañero antes de que este se retirase, alejándose del túmulo que habían formado en el paso cruzando la plaza en dirección opuesta, dirigiéndose a la calle que bajaba hacia el puerto.

—¿Sucede algo? —preguntó Waltiln. Tuclis por fin le reconoció después de escucharle. Por su parte, el joven soldado dudó al responder, fue el otro quién lo hizo.

—Hacíamos una pregunta solo… ¿Y usted? —cambió de tema— ¿Quién le acompaña?

Avatar de Usuario
Santi_gf
Mensajes: 600
Registrado: 06 Feb 2011, 18:04
Ubicación: Giruvegan

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Santi_gf » 26 Jun 2018, 19:58

- Perdonad, ahora vuelvo, he visto algo sospechoso...

Y me fui andando a paso ligero tras aquel guardia. ¿Qué había visto exactamente? No mucho, pero si que me parecía intrigante, y además parecía que huía, ¿no? Motivo de sobra para ir tras él, sin dudar. Aquel hombre tenía la ventaja de estar en su territorio, si, pero los guardias no acostumbran a ser perseguidos. Y en ese sentido, ¿qué había hecho yo en mi vida salvo perseguir? Le di dos golpecitos a la cartera de Bel con unos dedos, señal para que estuviera en silencio un rato, mientras pasaba de largo del resto de los guardias. Se me ocurrió que lo mismo trataban de detenerme allí para que no persiguiera a su compañero, pero con el alcalde presente y habiendo venido con él...

- Que intenten retenerme -pensé mientras avanzaba con paso firme y sonrisa de suficiencia.

Spoiler: Mostrar
De, De: se me ha olvidado que hice con mi camisa empapada de veneno. ¿Recuerdas si la tengo agarrada con una mano y resulta que voy por ahí a medio vestir?
"Szia Szia
Szia szia szia SZIA!
Szia,

Szia"
Imagen

Avatar de Usuario
Crow
Mensajes: 1539
Registrado: 21 Jul 2011, 13:34

Re: El pacto de Quenamur

Mensajepor Crow » 29 Jun 2018, 15:27

-Albator Emeraldas, de la compañía mercenaria Vento Rosso -guiñé el ojo a mis compañeros para que me siguieran el juego-, encantado.
Ora Ora Ora Ora Ora
Imagen


Volver a “Juegos de rol”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado